Estudios del yoga facial

Te dejo un compendio de los artículos que he encontrado en varias revistas médicas, que tocan el tema del yoga facial, los masajes y ejercicios que activan y ejercitan los músculos del rostro, a ver ¿Tú qué opinas? ¿Qué te dejan estos estudios?


- En 2018 un estudio publicado por JAMA Dermatology (líder y más citada revista de dermatología), explica como en un periodo de 20 semanas, 16 participantes de entre 40 y 65 años, fueron monitoreados realizando ejercicios de yoga facial, con cambios notables y significativos en sus rostros, como: piel más firme, pómulos marcados y cachetes más delgados y en general una apariencia más joven en sus rostros. Los resultados del estudio fueron la confirmación de un estudio similar hecho por la Universidad de Northwestern en 2012, quien también llegó a la misma conclusión positiva acerca de los beneficios del yoga facial.


- En 2014 el diario de Journal of Clinical & Diagnostic Research , concluyó en un estudio de ejercicios faciales que: “el acondicionamiento muscular, entrenamiento y fortalecimiento a través de ejercicios diarios contrarresta los efectos de envejecimiento.


- Un estudio similar, en el 2016, publicado en el diario de tratamiento dermatológico, vincula los ejercicios faciales con mejor elasticidad en la piel de rostro y cuello, reduciendo los efectos de la edad.


- En un caso de estudio publicado en The Aesthetic Surgery Journal, también se hace referencia a los ejercicios faciales. 50 mujeres fueron elegidas para usar un instrumento de gimnasia facial por 30 segundos, dos veces al día, por 8 semanas. Los resultados fueron sorprendentes en el área diagonal de los músculos zigomáticos mayor y menor (localizados en el área de pómulo) Nos muestran que son estadísticamente significativos al final del estudio. Se concluyó que al hacer los ejercicios por medio del aparato, crecía el grosor del musculo, en el área diagonal del rostro y contribuye al rejuvenecimiento facial.


- Es muy interesante cómo se relacionan también los ejercicios faciales con mejor humor a lo largo del día, por ejemplo, en un estudio realizado en 2018 en Japón, publicado en Nihon Ronen Igakkai Zasshi descubrieron que los ejercicios faciales, en efecto mejoran la salud mental, las expresiones faciales, la fuerza del musculo de la lengua en personas mayores, y se recomienda utilizar como método terapéutico.



Estos estudios llegan a la misma conclusión, trabajar en nuestro rostro nos trae grandes beneficios, observables y comprobables. Y además de verlos en nuestra apariencia física podemos crear una mejor relación con nuestra piel, saber darle lo que necesita cada día, conocer nuestros músculos y el funcionamiento de cada uno de ellos para así entender cuáles necesitamos ejercitar más y cuáles movemos con nuestros gestos sin querer y se encuentran más ejercitados.


Por qué crees tu que puedan mejorar tu estado de animo?

Así como ejercitar nuestro cuerpo nos produce endorfinas, igualmente ejercitar los músculos faciales, además de darnos el tiempo de masajearnos y relajarnos nos va a hacer sentir mejor con nosotras mismas, recuerda que tomarte tiempo para agradecer a tu cuerpo todo lo que hace por ti, es salud mental, es amor propio.


Incorporar buenos hábitos a nuestro día a día y trabajar en ser nuestra mejor versión, definitivamente nos trae otros beneficios además de los resultados físicos que podamos ver y amar en nuestra carita. El yoga facial se vuelve una forma de vida, hay que adaptarlo a nuestra rutina y a nuestras necesidades personales.


Ya sea que empieces con pequeñas acciones, al lavar tu cara y aplicar tus cremas, hacerlo con movimientos hacia arriba y hacia afuera, o ya te apliques una vez a la semana a realizar una rutina de las que puedes encontrar en mi cuenta de IG, o si ya te animaste a comprar el curso, empieza por un día a la semana, ponlo en tu agenda y date el tiempo para masajear tu rostro, activarlo, drenarlo, relajate en este tiempo solo para ti, porque la única beneficiada eres tú!


Recuerda la diferencia entre masajes y ejercicios para tonificar y trata de combinarlos para mejores resultados. Los primeros relajan y drenan nuestro rostro, encontramos y quitamos tensión de los músculos y drenamos líquidos retenidos, desintoxicando nuestra piel. Con los ejercicios activamos y tonificamos cada músculo para darle fuerza, levantarlo y evitar que se generen pliegues al hacer ciertos gestos. Además nos da la posibilidad de nivelar qué tan tonificados tenemos cada par de músculos, por ejemplo, al elevar las cejas, puedes levantar las dos cejas por igual? ahora intenta elevar una y después la otra, ¿Las elevas a la misma altura las dos? ¿se generan pliegues de ambos lados o solo de uno? estos son indicadores de qué tan ejercitados están nuestros músculos y así aprendemos cuáles necesitan más trabajo.


Estas son solo algunas motivaciones como siempre, a que no dejes pasar el tiempo y comiences o continúes tu camino en el mundo del yoga facial. Te prometo que desde que veas los primeros cambios te vas a emocionar y vas a ver cómo si vale todo tu tiempo y dedicar 5 min a dejar salir tu belleza natural!


Si aún no estás inscrita al curso, te recuerdo que puedes adquirir cada video de forma individual para que veas cómo está diseñado el curso por solo $150, y si estás en Chihuahua anímate a disfrutar un masaje facial de 1.15hr en la comodidad de tu casa, contactarme agenda tu cita YA!


Si te gustó este artículo no olvides darle like y compartirlo!!

Gracias

Vic

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo